20 utensilios básicos infaltables en la cocina

20 utensilios básicos infaltables en la cocina

¿Cuántas veces has estado cocinando algún platillo nuevo y de pronto te das cuenta que no tienes una espumadera, por ejemplo? Te desesperas y empiezas a buscar la manera en cómo reemplazarlo. Pero por más que lo intentes no encuentras una vía satisfactoria. Es que hay algunos utensilios básicos que son infaltables en cualquier cocina. Porque cuando no los tienes a la mano sientes que te falta una parte importante para poder cocinar a gusto, o incluso preparar el plato.

Es por ello que hoy te presentamos una lista con los veinte utensilios infaltables en cualquier cocina. Así que ya sabes, empieza a hacer un inventario para ver cuales te faltan. Y si los tienes todos, felicitaciones, eres una persona muy precavida que sabe desenvolverse perfectamente en la cocina y sabe lo que necesita.

Colador

Uno de los utensilios indispensables para preparar postres y jugos es el colador. No solo te permite cernir la harina, sino que también te ayuda a deshacerte de molestos grumos. Asimismo, un colador es indispensable para poder cernir ingredientes secos como la harina. De igual modo, también ayuda a librarnos de las pajillas de las que vienen acompañados algunos granos como la quinua o el trigo.

Tabla

La tabla de picar es infaltable en cualquier cocina. Primero porque te permite picar con mayor facilidad, sin quitarle el filo a tus cuchillos. De igual modo, también evitas malograr de superficies como platos o tu propia mesa por los cortes.
Debes tener en cuenta que existen distintos tipos de tabla. El primero son las tablas de plástico, que resultan más baratas, pero se desgastan con facilidad. El segundo son las de madera, que son más duraderas, pero debes tener cuidado con ellas si no están curadas. Esto debido a que pueden acumular bacterias en su superficie. También existen tablas de acrílico que son fáciles de lavar y desinfectar y son más duraderas que las de madera.

Cuchillo

Los cuchillos son totalmente infaltables en cualquier cocina. Sin uno de ellos no podrías preparar casi ninguna receta. Debes tener que existen distintas variedades. Desde los que son para cortar pan, untar mantequillas o cortar filetes. Es recomendable que cuentes con al menos un set de estos cuchillos y que sean de buen material. Por ejemplo que sean de acero inoxidable y tengan un mango bien asegurado y cómodo.

Tazones

Sin los tazones, la cocina podría convertirse en un desastre. Estos utensilios, por más comunes que parezcan, son indispensables. Esto debido a que son muy versátiles. Se les puede usar para preparar masas, descongelar carnes, preparar ensaladas y más. A veces creemos que podemos reemplazarlos por platos hondos, pero esto solo vuelve más tedioso e incómodo cocinar.

Batidora

Si te gusta preparar postres, una batidora no puede estar ausente en la cocina. No solo te ayuda a tener una masa lista y sin grumos en poco tiempo. Sino que también te permite tener el control sobre lo que quieras cocinar. Las batidoras son mucho mejores que usar cucharas o tenedores. Por ejemplo, al momento de preparar claras a punto nieve te puedes ahorrar muchos incómodos minutos batiendo con un tenedor usando la batidora. Y no solo la puedes emplear para la preparación de postres, también en la creación de salsas y cremas.

Licuadora

La licuadora es otro utensilio que no puede faltar en la cocina. Te vuelve la vida mucho más fácil. Te dará la libertad de preparar todo lo que quieras. Desde deliciosos jugos de frutas y batidos, hasta salsas tradicionales como la huancaína. No solo eso, la licuadora es tan multifacética que te permite volver más sencillas algunas recetas clásicas. Por ejemplo, puedes preparar más rápidamente el pisco sour o la masa para panqueques.

Espátulas

Aunque no lo creas, tener espátulas te cambia la vida. Estos pequeños utensilios que a menudo pasan desapercibidos son grandes compañeros en la cocina. Son mil veces más efectivos que un tenedor al querer darle la vuelta a unos panqueques o tortillas. Asimismo, sus variaciones de metal son perfectas para darle la vuelta a distintos tipos de carne y poder pasarlos de la sartén al plato.

Rallador

Existen de todos los tipos, pero los que más se recomiendan son los de acero inoxidable. Estos, además que no pierden el filo con facilidad son más duraderos. Te permiten rallar alimentos como las zanahorias para las ensaladas. También te ayudan a rallar el queso parmesano para acompañar las pastas y disfrutar de deliciosos platillos.

Jarra medidora

Muchas de las rectas que aparecen en los recetarios o incluso internet, te muestran las medidas de los líquidos en litros o mililitros. De este modo, para poder preparar con precisión estas recetas, la jarra medidora será tu gran acompañante. Esta te mostrará las medidas básicas y evitará que tus recetas salgan aguadas o muy secas por una mala medición.

Cucharas medidoras

Las cucharas medidoras, aunque no lo creas, son muy necesarias en la cocina. Especialmente si cocinas guiándote de recetarios o recetas de internet. Gracias a estas cucharas podrás saber la medida exacta cuando te digan “una cucharadita”. Asimismo, el set viene con una cuchara especial para poder separar las claras de las yemas de los huevos. Solo tienes que partir un huevo y vaciarlo sobre la cuchara grande con aberturas a los costados.

Sartén

Totalmente infaltable en cualquier cocina, es la sartén. Aunque algunos piensen que se puede sustituir fácilmente por una olla, es totalmente incómodo. Ya que solo se puede aplicar a algunos alimentos. ¿Te imaginas cómo podrías preparar una tortilla rápidamente sin una sartén? No solo ese plato, la mayoría de las recetas requieren el uso de una sartén. Ya sea para sofreír el pollo o preparar un delicioso bistec.

Existen muchos tipos de sartenes, pero las más recomendadas son aquellas hechas de teflón, que son antiadherentes. Gracias a ellas podemos reducir el consumo de aceite y mejorar la salud de toda la familia.

Fuentes para hornear

Si prefieres preparar comidas más saludables y sin aceite, usar el horno puede ser una gran ayuda. No obstante, para soportar el calor necesitas contar con una fuente para hornear. Estas no solo sirven para cocinar algunos platillos al horno, como el pollo o el pavo. Sino que puedes hornear o gratinar alimentos cotidianos como las papas o los camotes. De igual modo, hay fuentes que no solo se pueden usar para hornear, sino también para servir directamente salido del horno.

Cuchara de madera

La cuchara de madera es perfecta para cuidar tus ollas. Debido a su material es ideal para mover aderezos con facilidad sin rayar el fondo de las ollas. Asimismo, ayudan a mover todo tipo de preparaciones, como mazamorras o la tan pegajosa crema pastelera.
Además, existe un uso muy poco conocido para la cuchara de madera o palo, que es muy útil. Simplemente colocando la cuchara sobre una olla que contenga alguna sustancia líquida hirviendo para evitar que se rebalse. Por ejemplo, para evitar que el agua de los fideos o la leche al hervirla se derrame. Esto debido a que la cuchara de madera revienta las burbujas que se forman, evitando que la espuma crezca más.

Abre latas

Actualmente la mayoría de conservas cuentan con abre fácil. No obstante parece que aún hay algunas empresas que no se han enterado de cuán necesarios son. Por ejemplo, las latas de conservas de pescado en salsa de tomate o portolas no cuentan con abre fácil. Lo que es peor, abrirlas con un cuchillo requiere de mucho esfuerzo. De igual modo, al abrirlas los bordes quedan muy filosos y son peligrosos de manipular. Para evitar ello, siempre será indispensable contar con un abrelatas en la cocina.

Exprimidor

Resulta incómodo muchas veces tener que exprimir los limones, especialmente cuando aún no están maduros. Para ello existen los exprimidores, que además evitan que pasen las pepitas. Gracias al exprimidor, podrás sacarle todo el jugo a los limones para preparar deliciosas ensaladas. Opta por lo exprimidores de acero inoxidable, que son más duraderos y resistentes. Pero si no piensas usarlos con mucha frecuencia puedes conseguir una alternativa más económica, hechas a base de plástico.

Cucharón

Otro utensilio que no puede faltar en cualquier cocina es el cucharón. Es una gran herramienta para poder servir sopas, mazamorras y bebidas sin derramar nada. Además sirven como una medida excelente al momento de servir. Existen muchos modelos de cucharones, pero siempre opta por aquellos con mango de madera. La parte cóncava para servir debe estar hecha de acero inoxidable, pero el mango no. En caso contrario, al servir, por ejemplo, sopas muy calientes, todo el cucharón se calentará, quemándote las manos.

Sacacorchos

Si eres un amante de los vinos no puede faltar entre tus utensilios el sacacorchos. Este te permitirá abrir con facilidad cualquier bebida embotellada. Opta por un sacacorchos pequeño pero macizo, para que puedas usarlo con facilidad.

18. Juego de ollas

Las ollas son un utensilio totalmente indispensables en la cocina. Sin ellas no podrías preparar guisos ni arroz ni ningún otro platillo. Debes contar al menos con una olla de fondo grueso para preparar arroz. Asimismo, también tienes que contar con una olla especialmente dedicada a las sopas y guisos salados, y otras para mazamorras dulces. Asimismo, ten en cuenta que es mejor que tengas ollas de acero y asas reforzadas, para evitar quemaduras.

Pinzas o tenazas

Tener pinzas o tenazas siempre te salvarán de cualquier apuro. Gracias a ellas podrás sacar alimentos muy calientes sin tocarlos directamente. Por ejemplo, podrás manipular papas recién sancochadas. También podrás coger piezas de pollo al momento de sofreírlas y darles vuelta y retirarlas del fuego.

Peladora

Más prácticas que un cuchillo, las peladoras, una vez que empieces a usarlas se convertirán en tus favoritos. No solo son más seguras, sino que una vez le agarras el truco a este utensilio, pelaras con más facilidad lo que te propongas. Entre ellos, las zanahorias, las papas y los pepinos.

Suscríbete

Suscríbete y recibe tips y consejos

Sin comentarios.

Deja un comentario